sábado, 19 de octubre de 2013

El alemán, ese hermoso idioma

¿Verdad que sí?

El emperador Carlos I de España y V de Alemania (de ahí nos viene ya el atraso en este país, según Ortega y Gasset, pues cuando los germanos iban por el quinto C... nosotros solo llevábamos uno), que con solo 19 años se convirtió en el hombre más poderoso de la Tierra en su tiempo, era además un hombre plurilingüe, y le gustaba decir que usaba el latín para hablar con Dios, el español para entenderse con los hombres, el francés para conversar con las mujeres y el alemán -su lengua natal-, para hablar con su caballo.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Envía tus comentarios